lunes, 4 de enero de 2010

El canto de sirena de esta nueva década


El año nuevo se presenta con su ropa limpia, distinguida, dispuesto y sin aspavientos a prometer lo que siempre promete: léase un futuro de indescriptible belleza, de sueños cumplidos, de armonía, de sutilezas, de tiempos recuperados y memorias gastadas. De libros por acariciar y manos que leer. En fin, el canto de sirena de cada nueva década.

La diferencia este año está en la autoafirmación que con los dedos descruzados me he hecho a mi misma al filo de este comienzo de todo lo que esta por venir. Mirándome al espejo he jurado rescatar la belleza de lo cotidiano, rebuscar en la basura cada uno de los milagros que sean posibles. Encontrarme en el reflejo hermoso de las camelias en los infiernos de cada día, mecida por el baile suave de las palabras, las escogidas, las postergadas. Apreciar el infinito como lo único verdaderamente cierto y permitirme escuchar en silencio la música de las horas que se resbalan por la calle. Sentarme a la sombra de la pausa de este libro que me estoy leyendo, y buscar en cada línea en blanco la existencia en la que no he vivido.

Puede resultar pretencioso, pero un juramento es un juramento, y más uno sellado a fuego y memoria. Así que no me queda más remedio que cumplir lo prometido y empezar hoy mismo...que digo hoy, si lo que quiero decir es ayer...

Así que si me buscáis, ya sabéis donde encontrarme...buscarme entre las líneas de los versos que escribo, en la mañana que empieza, en el cielo azulado que despide mi día, entre las hojas de un libro, en las notas que se van acariciando en el viento... pero sea donde sea, por favor, buscarme.

4 comentarios:

El fontanero del mar dijo...

Quizás pronto tengas una llamada, porque yo iré a buscarte :)

Carolina dijo...

A correr tras ese año entonces...
un abrazo y hermoso relato
la esperanza siempre es verde y hermosa.

Ma. Soledad Di Pasquale dijo...

Creo que juramos cosas similares. Que tengas un hermoso año, May :)

Lettera dijo...

Es un placer haberte encontrado...seguiré tus palabras y tu andar.

....Admiro tu poesía..es muy bella.