domingo, 16 de enero de 2011

Contra quien


Vivimos una epoca dificil. La sociedad esta dormida, y a pesar de que las injusticias en vez de disminuir aumentan, nos sentimos todos, y me incluyo, sometidos a un letargo del que cada vez mas se aprovechan los mercados.

Somos una mano de obra cada vez mas barata sometida a una desregulacion del mercado laboral, cada vez se trabajan mas horas gratuitas, y se nos exprime para que demos lo mejor de nosotros mismos con la unica recompensa de mantenernos en nuestro puesto. (porque esta claro que la principal lacra de esta desregularizacion es el desempleo). Nos hemos convertido en exclavos de la suerte de no estar desempleados y tener que dar gracias por ello.

Somos cada vez mas ciudadanos sobreinformados, con acceso a multiples tecnologias, capaces de montar en colera porque se prohibe fumar en un bar (a pesar de que ello perjudique a otras personas) y crear redes y hacer quedadas para regalar abrazos como si fuera lo mas importante del mundo, pero incapaces de salir a la calle contra la futura reforma laboral, la reforma de las pensiones y todas las medidas de ajuste a la "medida" (y perdonar la redundancia) de un mercado que ha provocado con su especulacion una crisis de la nos tenemos que hacer cargo los que nunca fuimos parte...o si, pero como meros espectadores de un juego al que todos jugamos aunque no tengamos fichas.

Somos, y me incluyo, cada mas los que nos asqueamos de una clase politica insulsa, sin ideas mas alla de adecuarse a ese dictador- mercado y cuyo unico fin consiste en aguantar lo mas posible para que cuando termine algun amigo te haga consejero delegado y puedas vivir de las rentas el resto del tiempo que queda. ¿donde quedaron aquellos politicos que tenian algo que decir?¿aquellos que aportaban ideas estuvieras o no de acuerdo con ellas?. Supongo, y es triste reconocerlo, que tendremos la clase politica que merecemos....o mas bien puede ser que la clase politica de este pais tenga el pueblo que se merece.

Y asi seguimos y seguiremos, tirando por las calle del medio mientras siguen manipulandonos, riendose de nosotros, usandonos a su beneplacito, poniendo la mano para llenar el cazo y nosotros pagando los platos ratos. Quizas el problema es no saber exactamente contra quien alzar la voz, pero yo ya me estoy empezando hartar de haberme convertido en este tipo de ciudadano pasivo que se lamenta pero no hace nada...Ahora solo pregunto, ¿Por donde empezamos?

4 comentarios:

emmagunst dijo...

Hola May, tantísimo tiempo! Acá en Argentina, estamos con esta discusión todo el tiempo, y lo que has escrito no difiere en absoluto de nuestra realidad...se ve que es universal :(
Hace un par de meses leí un escrito que creo que viene al pelo, aunque nada cambie, pero te lo dejo:


El peor analfabeto es el analfabeto político.


Berlín, Alemania, martes 29 de junio de 2010, Rel-Uta.-

Dice Bertolt Brecht (1898-1956) que “el peor analfabeto es el analfabeto político. El que no ve, no habla, no participa de los acontecimientos políticos.

El que no sabe que el costo de la vida, el precio del poroto, del pescado, la harina, del alquiler o de sus medicamentos, dependen de las decisiones políticas.

El analfabeto político es tan burro que se enorgullece e hincha el pecho diciendo que odia la política.

No sabe, el imbécil, que de su ignorancia nace la prostituta, el menor abandonado, el asaltante y el peor de los bandidos que es el político corrupto y el lacayo de las empresas nacionales y multinacionales”.

Saludos!

Ladrón de Guevara dijo...

Tienes toda la razón. Somos borregos que no tenemos otro pastor que quien mueve los hilos.

Lo que digo siempre, cualquier día se me pira la pinza y me hago anarquista. Y como Guy Fauwkes, quemo el parlamente británico, fundo Notre Damme, o derribo la estatua de la libertad (seguramente que por aquel entonces convertida en un logo comercial de Coca-cola).

Al final van a tener razón los que decían que asistimos al fin de la historia, para pasar, que se yo, a otra era que ya no sea cristiana ni tenga estados, una era multinacional.

Un lugar donde la ética cotice a la baja en las bolsas mundiales.

Izumita dijo...

Leo lo que escribes y en Chile es lo mismo, lo peor es que ahora somos víctimas de un gobierno autoritario que maneja la noticias para mantenernos en un estado de letargo aún peor ....

qué es lo más terrible? no escuchan a la gente que dicen gobernar y a los que osen protestar se les reprime con violencia desmedida, que en muchos casos recuerda aquella época negra que vivió mi país en el pasado.

mientras tanto los señores políticos toman el te en sus casas con tranquilidad porque esas noticias no salen en ninguna parte ):

Álvaro Dorian Grey dijo...

estoy contigo, solos sólo somos un grito, muchos... somos una muchedumbre
saludos y salud